Beneficios Estéticos

.
Los beneficios del Kobido son varios, desde la prevención de los síntomas de envejecimiento, degeneración de la piel, arrugas y manchas, hasta la liberación de la energía y tensión de los músculos faciales y del cuello, además del propio placer de experimentarlo. Las impresiones de una persona a otra varían, pero en general hay una sensación de despeje mental, ligereza en la cara y bienestar interior.
El efecto es de “cara descansada”, la huella del estrés se esfuma y la tersura y lozanía dérmicas son recobradas. Siguiendo un tratamiento continuado en el tiempo, este tipo de terapia consigue atenuar las arrugas y la flacidez y mejorar la textura general de la piel, además de disimular manchas de pigmentación. Como cualquier tratamiento se recomienda un mínimo de sesiones para dar continuidad al proceso de recuperación de la piel. Siete sesiones en cinco semanas mostrarán resultados favorables. Los efectos se producen lenta y gradualmente durante las sesiones actuando cada vez más profundamente. Siempre teniendo en cuenta la persona, su edad, su estado emocional y de la piel para fijar el tiempo entre sesiones.
FRENO AL PROCESO DE ENVEJECIMIENTO. MEJOR OXIGENACIÓN Y NUTRICION DE LAS CÉLULAS DE LA PIEL.
El Kobido es un masaje que produce mucha satisfacción, dibuja sonrisas en quienes lo reciben. El Kobido es una excelente herramienta complementaria para cualquier terapeuta profesional.
El Masaje Facial Japonés es una profunda combinación de la medicina tradicional japonesa y de técnicas de masaje que han sido desarrollados y modificados a partir del Anma (masaje tradicional japonés) durante los últimos quinientos años.
Ayuda a rejuvenecer y reparar el tejido facial; . EL resultado es una piel brillante, luminosa, fresca, en un rostro sereno y radiante.

Los comentarios están cerrados.